Pautas para controlar y minimizar la exposición de la piel a los productos para las uñas

hands-spiritual-care

Pautas para controlar y minimizar la exposición de la piel a los productos para uñas

Estas pautas describen los pasos que pueden seguir los profesionales dedicados al cuidado de las uñas para minimizar la exposición a sustancias potencialmente irritantes y evitar reacciones alérgicas. Es importante que los profesionales de salón utilicen técnicas que garanticen que los servicios de cuidado de uñas que brindan se realicen de la forma más segura posible. Afortunadamente, si se siguen los pasos adecuados, es fácil brindar servicios profesionales de cuidado de uñas y mantener la piel sana al mismo tiempo. Minimizar la exposición de la piel es una manera importante de asegurar que los productos de salón para el cuidado de uñas se manipulen de forma adecuada y segura.

¿Qué es la sobreexposición a un producto?

Cuando la piel se enrojece o aparecen otros signos de irritación, puede ser a causa de la sobreexposición a ciertos ingredientes que se encuentran en algunos productos profesionales para el cuidado de uñas. A menudo, la sobreexposición se produce por el contacto prolongado (persistente) y/o reiterado de la piel con dichos ingredientes. Por lo general, los productos de salón para el cuidado de uñas se utilizan en cantidades pequeñas y, con frecuencia, están diseñados para ser aplicados únicamente en la lámina de la uña, lo que facilita evitar la sobreexposición de la piel. Además, las láminas de las uñas sanas tienen una gran concentración de keratina y, por ello, es poco probable que absorban este tipo de ingredientes, lo que facilita evitar la sobreexposición de la piel. Los profesionales responsables dedicados al cuidado de las uñas deben comprender y seguir las recomendaciones que contiene este folleto para evitar la sobreexposición de su piel y la de sus clientes.

Algunos ejemplos de productos cosméticos para las uñas que pueden ser potencialmente irritantes son los endurecedores de uñas, los adhesivos, los tratamientos para uñas, los esmaltes, los preparadores para uñas artificiales y cualquier clase de geles UV, productos para uñas artificiales líquidos/en polvo, polímeros y resinas de recubrimiento. Todos estos productos han sidodiseñados para ser aplicados exclusivamente sobre las uñas naturales. Se debe evitar que la piel entre en contacto con todos estos tipos de productos, dado que podrían irritar la piel. Todos ellos se pueden aplicar en forma segura a la lámina de la uña natural al prestar servicios profesionales, pero también pueden causar irritación o alergia cuando se exponen reiteradamente a la piel.

Reacciones alérgicas en la piel

La piel de algunas personas puede enrojecerse, inflamarse, resecarse, presentar comezón, agrietarse o formar pequeñas ampollas de agua como resultado de la sobreexposición a algunos tipos de ingredientes que contienen los productos de salón para el cuidado de las uñas. Estos ingredientes se clasifican como “alérgenos” potenciales, dado que pueden provocar reacciones alérgicas en personas con sensibilidad a ellos, e incluyen fragancias, conservantes y determinados ingredientes que se encuentran en los productos para el cuidado de uñas artificiales. Las reacciones alérgicas en la piel se producen cuando estos ingredientes (alérgenos) interactúan con el sistema inmunológico de la piel y provocan los síntomas mencionados. Generalmente, las reacciones alérgicas en la piel se producen por el contacto prolongado y reiterado con un alérgeno. Por ejemplo, los guantes de látex pueden causar alergias en la piel. El contacto prolongado y reiterado durante varios meses, o incluso años, puede hacer que las personas no afectadas previamente por el contacto con dichos productos presenten una comezón persistente en las manos y muñecas. En este caso, las proteínas naturales que se encuentran en el látex de caucho y actúan como alérgenos causan la sensibilización.

La protección de la piel es importante

Lavarse las manos es una de las mejores maneras de evitar la sobreexposición de la piel. Las manos se deben lavar antes y después de prestar cada servicio y después de manipular cualquier producto que no haya sido diseñado específicamente para ser aplicado en la piel. Lávese las manos correctamente, frotándolas durante al menos 20 segundos con un cepillo para fregar de cerdas blandas y jabón líquido suave, enjuáguelas con abundante agua tibia y después séquelas bien. Usar jabón agresivo, agua caliente y tener las manos húmedas en forma frecuente también puede provocar irritación. Lavarse las manos correctamente es una forma especialmente buena de prevenir la sobreexposición prolongada de la piel. Tener restos de polvo, limaduras, sustancias pegajosas u oleosas, etc. en la piel por períodos prolongados puede aumentar el riesgo de experimentar irritación o alergia en la piel. Una vez que los polvos u otros residuos de los productos hayan contaminado las manos, la muñecas o los brazos, estos deben limpiarse correctamente y secarse bien. Cuando un producto salpica o se derrama sobre la ropa, debe retirarse rápidamente, y se debe cambiar la ropa inmediatamente para evitar el contacto prolongado con la piel que está debajo. El uso de lociones puede restaurar los aceites protectores que se perdieron al lavarse las manos, especialmente si se utilizan limpiadores agresivos o que causan sequedad, o si las manos se lavan varias veces al día.

Usar los guantes adecuados es otra manera importante de proteger la piel.

Los guantes de nitrilo desechables son la mejor opción para los profesionales que trabajan en salones para el cuidado de las uñas. Los guantes de látex y vinilo son sumamente permeables a muchos ingredientes de los productos y se recomienda no usarlos. Algunas personas experimentan sensibilidad al látex y no pueden usar guantes fabricados con este material. Las personas alérgicas al almidón de maíz (alérgeno) deben evitar los guantes entalcados. Los guantes desechables son los más aptos para la mayoría de las tareas del salón y deben desecharse después de cada uso o si se dañan o contaminan. La Hoja de datos de seguridad del material (Material Safety Data Sheet, MSDS) del producto contiene información importante sobre el uso seguro y, generalmente, indica qué guante es mejor usar. Las MSDS se pueden obtener por medio de su distribuidor o del fabricante.

Otros métodos para reducir la exposición

Controlar y reducir la exposición a niveles seguros es la mejor manera de proteger la piel y mantenerla sana. Evite la exposición de las manos a los limpiadores agresivos, solventes y desinfectantes. Pueden dañar la piel eliminando los aceites naturales (degradación de la grasa), y esto puede provocar sequedad en la piel. La piel seca o irritada es más vulnerable a la penetración de ingredientes que normalmente no podrían atravesar la barrera natural de la superficie de la piel.

Mantener limpios los contenedores, las superficies de trabajo, la ropa, los instrumentos y los implementos es igual de importante. Un contenedor que pierde o cuyo exterior está contaminado con algún producto puede provocar exposición reiterada de la piel cada vez que se lo toca. Los brazos o las muñecas expuestos a los residuos o polvos de productos que se encuentran en superficies de trabajo o toallas contaminadas también son una causa probable de sobreexposición. Los mangos de los cepillos y de otros implementos se deben mantener limpios y sin residuos de productos.

No permita que ningún tipo de producto para el cuidado de uñas artificiales entre en contacto con la piel. El contacto puede provocar irritación o reacciones alérgicas en la piel de los clientes, que podrían empeorar cada vez que se produce una nueva exposición directa de la piel. Este tipo de reacciones en la piel se produce generalmente en los dedos, especialmente en la zona de la cutícula, así como en las muñecas o los brazos, ya que estas zonas generalmente están sobreexpuestas a causa de la aplicación incorrecta de los productos para el cuidado de uñas artificiales.

Consejos útiles para recordar

  • Lávese las manos con abundante agua antes y después de realizar cada servicio, antes de comer, después de manipular productos o si se produce la exposición accidental de la piel.
  • Use guantes de nitrilo desechables o el tipo de guantes recomendado en la MSDS del producto.
  • Reemplace los guantes de inmediato si hay signos de cortes, roturas, agujeros o contaminación.
  • La ropa adecuada puede ayudar a evitar que la piel quede sobreexpuesta a los productos mientras presta servicios profesionales. Por ejemplo, use blusas o batas ceñidas de mangas largas para proteger brazos/muñecas y pantalones o faldas hasta la rodilla para proteger el regazo.
  • Mantenga los contenedores bien cerrados cuando no los use para evitar derrames o

pérdidas de producto accidentales.

  • Mantenga los productos en contenedores pequeños en la mesa de trabajo para reducir el riesgo de derrames y para minimizar la exposición de la piel.
  • Cuando traspase productos a contenedores más pequeños, use el equipo de seguridad que recomienda la MSDS del producto, por ej., protección ocular, guantes, etc.
  • Use siempre un embudo o gotero para evitar derrames y el contacto accidental con la piel cuando traspase productos de sus contenedores originales.
  • Evite que la piel entre en contacto con desinfectantes y nunca los vierta en el agua en la que se encuentran los pies o las manos de los clientes.
  • Si hay signos visibles de sensibilidad o reacción alérgica a un producto, suspenda su uso inmediatamente. Si los síntomas persisten, consulte a un médico.
  • Siga las instrucciones y respete las advertencias y precauciones del fabricante del producto con precisión.
  • Lea y comprenda la MSDS de cada producto que usa cuando presta sus servicios.

Notificación legal

Este documento tiene el objetivo de proporcionar a las personas interesadas ejemplos útiles de procedimientos para utilizar en el entorno del salón. Este documento no tiene el objetivo de reemplazar la capacitación integral ni ningún tipo de requisito. Tampoco tiene el objetivo de establecer normas ni estándares, ni definir o crear derechos ni obligaciones legales.

Todas las personas que presten servicios de manicura o uñas postizas tienen la responsabilidad de determinar que los procedimientos que llevan a cabo cumplan con las leyes y reglamentaciones federales, estatales y locales vigentes que puedan ser aplicables.

Ni la INTA, ni el NMC, ni sus compañías integrantes individuales, como tampoco ninguno de sus empleados, subcontratistas, consultores u otros cesionarios otorgan ninguna garantía ni realizan declaración alguna, ya sea expresa o implícita, con respecto a la precisión o completitud de este documento. Asimismo, ninguna de dichas partes asume responsabilidad alguna por el uso de la información contenida en este documento.

 

Anuncios

~ por nailsforyou en diciembre 18, 2008.

2 comentarios to “Pautas para controlar y minimizar la exposición de la piel a los productos para las uñas”

  1. HOLA KISIERA KE ME RECOMENDARAN UN BUEN LUGAR PARA TOMAR CURSOS DE UÑAS YA KE YO COMIENZO EN ESTE APASIONANTE MUNDO Y DESEARIA SABER KIENES SON LOS MEJORES A KI EN MI CIUDAD YO VIVO EN QUERETARO ESPERO SU RESPUESTA GRACIAS SALUDOS Y FELICIDADES

  2. me gusto mucho. quiciera saber si venden algun aparato especial para el retirado de las uñas.? si lo venden donde y cuanto cuesta?
    agradeceria me contestaran ya que estoy interesada en lo referente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: